Malos hábitos con el dinero

cartera

¿Sientes que el dinero que te llega se te va muy rápido? O peor tantito, ¿no te llega el dinero que necesitas? Empieza el 2017, con los hábitos correctos para que el dinero te llegue y te rinda.

 

PACO SEGOVIA

pacoolas Paco tiene 20 años de experiencia como tarotista de los cuales 17 han sido en medios de comunicación, y por ello es conocido como el tarotista de las estrellas, estuvo 11 años  en TV Azteca en el programa “Con Sello de Mujer”  como experto esotérico, también ha tenido colaboraciones especiales en UNIVISIÓN, TELEMUNDO, TELEFUTURA.

  • El Show de Niurka, Azteca América para EU
  • Tu Casa TV para MVS Dish, 2012,2013
  • No lo cuentes, Cadena 3
  • Programa HOY, Mojoe, Sexon en Guerra, Gente con Chispa, Tv de Noche, Wow, Viva la vi, Exa TV, Para todos, El Gordo y la Flaca, Hollywood D.F, Escándalo Tv, Milenio TV
  • Colaboración especial para el programa La Academia, primera, segunda y tercera temporada
  • En radio ha colaborado en el tema esotérico con en El Mundo de la Mujer de Maxine Woodside, Dulces Sueños Jessica Díaz de León, y otros 30 programas más, actualmente conduce su propio programa La Magia de Paco Segovia en Radio Click junto con Claudia Quintana
  • Colaboraciones en revistas como TVyNovelas, TV NOTAS, MI GUIA, MUNDO MÁGICO

CONTACTO   

Facebook La Magia de Segovia

Twitter  

Instagram pacosegoviaesoterico

Tels. USA (949) 49138

Tels. Mex 55 2272 4794

Escucha todos los podcast de La Magia de Segovia aquí:

 

El dinero y la abundancia

Finanzas-personales

¿Cómo percibes el dinero? Si te falta el dinero tal vez el problema sea tu percepción sobre él, ¡descúbrelo! También nuestro invitado Juan Carlos Chávez, con una interesante plática sobre cómo debemos manejar nuestras finanzas, el manejo de tarjetas de crédito y débito, opciones de inversión y muchas cosas más.

 

 

El dinero y la abundancia

Creo que en la vida, la mayoría de nosotros tenemos dos limitantes para no hacer algo: el tiempo y el dinero. Regularmente dejamos pasar experiencias por estos dos motivos. En el fondo me parece que son los pretextos más elementales y que no requieren de mayor explicación. Cuando faltas a un cumpleaños porque no tienes tiempo la gente asume que tienes exceso de trabajo o, en realidad, falta de interés- lo cual puede o no ser cierto.

Hoy no quiero hablar del tiempo. Más bien entremos en detalle sobre el dinero. Ese papel de colores que todos quieren y pocos sabemos en realidad qué representa, por qué una moneda vale más que la otra, o cuál es la razón por la que las economías emergentes nos están dando en la madre. Más bien quiero hablar de lo que hay detrás desde la perspectiva humana. La falta de recursos personales, la falta de “baro”, pues.

En la sociedad donde vivimos regularmente colocamos el dinero como un logro, como un sinónimo de éxito. Los millonarios, o ese 1% de la población mundial, son el epítome de una vida exitosa. Se escriben un sinfín de libros, artículos, editoriales, blogs y videos que circulan por medios y redes sociales sin parar incitando al mundo a volverse millonario. Dejando de lado la falta de recursos naturales para sostener a la humanidad por mucho más tiempo, y para efectos de éste post, vamos a pensar que es cierto. Dentro de cada uno de nosotros existe el potencial para ser millonarios.

¡Ah! Qué padre, ¿no? Ser millonario. O bueno, ser rico. Vivir cómodamente con la tan sonada “independencia económica”. Dejar de usar el “no tengo dinero” como pretexto para dejar de vivir experiencias. Sin mucho entrar a detalles técnicos, piensen, ¿qué es el dinero? ¿qué es para ti el dinero? Una fuente de sustento, una vía para lograr algo, un capricho, un ideal o meta, un problema constante, lo que no te deja dormir… ¿Quées el dinero?

El dinero es energía.

Sí. Entiendo que suena a una mamada metafísica digna de libros de autoayuda, pero es cierto. El dinero es energía. Se genera, se renueva, no se crea ni se destruye, solo se transforma. ¿En qué? En lo que tú quieras.

Tomando esto como una premisa básica, entonces, ¿por qué no todos tenemos dinero? Claro que existen factores como las oportunidades académicas, los conocimientos financieros, tener un respaldo familiar económico, etc. Pero la realidad es que en éste preciso momento de la historia, la mayoría de ese 1% se volvieron millonarios solos.

Sin herencias ni mayores privilegios que las ganas de hacerlo.

¿Entonces que se requiere de mi para hacer dinero? Tengo ganas de ser rico, eso no esta en duda. Pero, ¿y qué más?

Cabe aclarar que esto no es una ciencia exacta. Es mi opinión personal fundamentada en experiencias de vida, nada más.

Lo que necesitas es lo siguiente…

Motivos. Algo real, tangible, medible por lo que quieras levantarte en la mañana. Uno o varios motivos para seguir adelante. Es muy fácil perdernos en el camino o la rutina.

Dejarnos llevar por el día a día sentados en una oficina haciendo algo de sol a sol para cada dos semanas recibir un cheque o transferencia por equis cantidad de dinero y, con suerte, ser suficientemente administrados para llegar al término de otras dos semanas y no comer atún de lata los últimos días.

A veces esos motivos pueden ser limitantes y hacerte sentir forzado a mantener esa rutina por alguien más. Porque tienes hijos, porque tienes deudas, porque tienes responsabilidades. Esos motivos no son suficientes para generar dinero.

Aquí viene el segundo requerimiento que se entrelaza con el primero: pasión. Tu motivo debe apasionarte a tal grado que te vuelvas una fuente de inspiración donde la pasión te rebase al grado de moverte de tu zona de confort e impulsarte a crear algo nuevo para tu vida. Esto no quiere decir que dejes el trabajo que tienes hoy porque no te apasiona. Por el contrario, utilízalo como una vía o una herramienta para transformarte. En efecto sería muy conveniente tener más de una fuente de ingreso.

Piensa en cómo hacer de tu pasión una de ellas.

Constancia y disciplina. Dos palabra que generan terror en quienes las escuchan; sin embargo, son la única respuesta, la única vía para generar grandes logros, para hacer que las cosas sucedan. Haz todos los días algo que te dirija hacia donde quieres estar. Fija tu meta y comprométete con ella. Cada noche evalúa qué hiciste para acercarte a ella, cuáles son tus logros o áreas de oportunidad para ese día.

Olvídate de los pretextos. Deja de lado todo lo que no te funciona y concéntrate en el “cómo sí”. Cómo sí puedo hacerlo, cómo sí podría mejorar, cómo sí voy a lograrlo. Los mensajes negativos no los registra el cerebro, piensa siempre en positivo.

No te acostumbres a lo jodido jamás. El éxito es un vicio, cuando lo tienes no es fácil dejarlo. No te acostumbres a la escases, busca siempre la abundancia. Sé abundante contigo, con quien esta cerca de ti, con tu familia, con tus amigos. Sé lo más abundante que puedas ser. Aquí no me refiero a gastar, ojo. Ser abundante es ser compartido, con lo que eres más que con lo que tienes. Ser abundante es una forma de pensar en grande. De soñar en grande. Es creer, crear y continuar.

Lo cual nos lleva a lo más importante, se abundante contigo. Cree en ti por sobre todas las cosas. Reconoce tus logros, fortalezas igual o más que tus debilidades y áreas de oportunidad. Busca muy adentro esa fuerza esencial determinante para crear energía.

Ese fósforo que te incendia, que te mueve y te motiva. La energía para hacer viene de la energía de ser. Conócete, reconócete y ve por todo lo que soñaste.

 

Encuentra este y todos los podcast en #Itunes dando click en este enlace:  Podcasts Itunes Radio Click

 Sigue a Dear Mister aquí   y escúchalo en vivo todos los martes a las 4:00 p.m. por www.radioclick.com.mx

 

PODCASTS DEAR MISTER